Loader
Asteya. Cambiar el enfoque - Bloom
15898
post-template-default,single,single-post,postid-15898,single-format-standard,theme-bridge,bridge-core-2.5.2,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,columns-3,qode-theme-ver-23.7,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.4.1,vc_responsive

Asteya. Cambiar el enfoque

Asteya. Cambiar el enfoque

Continuamos una semana más cultivando la tercera joya de los Yamas. El principio de Asteya, no robar, nos invita a que dejemos de enfocarnos en el otro y nos centremos en nosotras mismas. 

Asteya nos pide que nos entusiasmemos con las posibilidades de nuestra propia vida. Si centramos nuestras energías a nuestro propio crecimiento y aprendizaje siendo coherentes con nuestras motivaciones, estamos participando en la construcción de nosotras mismas. Con sus alegrías y sus desafíos. 

Si desarrollamos plenamente nuestros talentos y nuestras capacidades estamos sirviendo al mundo en lugar de robarle. 

Habitualmente, cuando no sabemos lo que queremos o no tenemos el coraje de luchar por lo que deseamos, todo lo que los demás están haciendo nos parece tentador. Comenzamos a codiciar los logros y las posesiones de otros desviándonos de nuestros propios sueños y de nuestra propia realidad. 

Hoy en día esto sucede muy a menudo con gran facilidad. Tenemos a nuestro alcance la vida de muchas personas a través de simples imágenes en redes sociales. En este contexto, es muy fácil cuestionar la abundancia presente en nuestras vidas y desear lo ajeno alejándonos así de nuestras propias ilusiones. 

Cuando nos centramos en nuestros propios sueños, podemos seguir adelante con energía. Al aferrarnos a ellos, podemos empezar a desarrollar nuestra capacidad y crear en nuestro interior las circunstancias para conseguir lo que queremos. 

Sólo es cuestión de cambiar el enfoque. 

No Comments

Post A Comment